Ataúd de una cantora de Amón

Música para los dioses

 

Domingos de febrero, 11:30
Sala 35, Vitrina 35.3

 

Ciclo La música en el Museo
 

Ijé fue una sacerdotisa egipcia que murió hacia el año mil antes de Cristo. Era una “cantora de Amón”, cargo sacerdotal desempeñado solo por mujeres, encargadas de cantar, tocar instrumentos y danzar en las ceremonias en honor del dios Amón. Como en muchas otras culturas antiguas, las mujeres sirvieron de mediadoras ante la divinidad, particularmente a través del canto, la forma más excelsa de arte musical que conecta con el más allá.